No lo intentes, HAZLO.

¿Nunca os han dicho tanto algo sobre vosotros mismos, que habéis llegado a creéroslo? A veces estamos tan predispuestos a pensar que no podemos hacer algo, que cuando alguien nos pregunta nos damos cuenta de que ni siquiera lo hemos intentado. Todos tenemos puntos fuertes, es cierto pero ¿por qué eso impide que intentemos ir más allá de nuestros límites? Quizá encontremos allí algo que nos llene más que aquello a lo que estamos acostumbrados.

De hecho, lo que mejor sabemos hacer no tiene por que venir de nuestras habilidades, sino que en muchas ocasiones viene de nuestra rutina, de lo que hacemos cada día. Porque no importa como de mal se nos diera al principio, en casi todos los campos, con esfuerzo y tiempo llegamos a ser maestros de la materia.

Así que mi recomendación del día es la misma que me ha dado alguien recientemente: PRUEBA. Pero no lo intentes, hazlo. No importa como salga, lo que importa es lo que sientes haciéndolo. Y así a lo mejor descubres que tienes mucho más que ofrecer de lo que siempre te hicieron pensar.

6359100405136329821924018404_o-JUMPING-facebook

Anuncios